¡Dejadme vivir! Geología, Paleontología, Ecología, Educación.

Enrique Gil Bazán.
Doctor en Ciencias Geológicas (Paleontología).
Dpto. Biología y Geología. IES Ramón y Cajal (Zaragoza)
Consejería de Educación, Universidad, Cultura y Deporte. Diputación General de Aragón.
Zaragoza, Aragón, España.

lunes, 28 de septiembre de 2015

Aspectos geoturísticos de la Laguna de Gallocanta (Teruel, Zaragoza).



Grullas de Gallocanta.
         La Laguna de Gallocanta, situada entre las provincias de Teruel y Zaragoza, es el mayor lago salado de Europa occidental y uno de los ecosistemas lagunares más importantes de la Península Ibérica. Situada a casi  1000 metros de altitud, y con cerca de 15 km2  de extensión, su singularidad biológica, geológica e hidrológica hace que sea un entorno particular con variados ecosistemas y hábitats que merecen ser conservados. Todo ello ha llevado a calificarla en los últimos tiempos como “Lugar de Importancia Comunitaria”, y a incluirla como “Zona Especial de Conservación” en la red ecológica europea (Red Natura 2000), además de declararla “Reserva Natural Dirigida” dentro del Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN).

 
     La laguna es la más grande de un conjunto de lagunas distribuidas por la cuenca circundante. Se extiende por el fondo de una amplia depresión endorreica de fondo plano, limitada por materiales cuarcíticos paleozoicos al noreste de la laguna, y calcáreos mesozoicos al oeste de la misma. Está excavada sobre arcillas, yesos y sales del Triásico, primer gran episodio del Mesozoico. Su origen está relacionado con una intensa disolución superficial de carbonatos del Jurásico y Cretácico, además del rebajamiento topográfico, por erosión, de la superficie del terreno durante el Cuaternario. El proceso dio lugar a una forma de cuenca típica de modelado kárstico denominado “polje”, cuyo rebajamiento cesó cuando la superficie topográfica alcanzó los materiales impermeables inferiores del Triásico, hecho que probablemente se produjo hace no más de  50.000 años.

 
Vista aérea de la Laguna de Gallocanta (Teruel, Zaragoza).

Atardecer en la Laguna de Gallocanta.

   En tiempos recientes la dinámica geomorfológica de la Laguna de Gallocanta se ha caracterizado por el desarrollo de formas sedimentarias costeras, como flechas, playas y terrazas lacustres, cuya actividad ha estado relacionada con las fluctuaciones del nivel de sus aguas. Por otro lado, el carácter salino de sus aguas se adquirió en fechas muy recientes, probablemente entre los siglos XII y XV, como consecuencia de procesos kársticos en el sustrato salino triásico. Además, las muy abundantes fluctuaciones del nivel del agua, relacionadas con ciclos climáticos de interés global, llevan a la generación periódica de extensas costras salinas durante las etapas de sequía.

 
Centro de Interpretación. Gallocanta.


 
    El interés ornitológico y paisajístico que ofrece la laguna y su entorno, al ser una de las bases invernales de miles de grullas en su proceso anual migratorio, ha permitido que se establezcan junto a la orilla noreste, en la localidad de Gallocanta, y al sur, cerca de Bello, unos modernos centros de interpretación altamente recomendables desde el punto de vista turístico y cultural.

No hay comentarios:

Publicar un comentario